Sentidos que desaparecen, un nuevo indicador de que las cosas no marchan bien. Las personas encargadas del cuidado de los mayores y de los enfermos cronicos, son sin duda superheroes para las familias. Con la ayuda de un cuidador o una cuidadora con profesionalidad y vocación, quedan cubiertos las necesidades básicas de nuestros seres queridos.

Una de las inquietudes del cuidador es saber cuando llegará el momento de exitus para estar preparados. Muchos son los síntomas de deterioro de una persona, los cuidadores en alerta, tenemos que estar preparados para detectar algunos de ellos y ser conscientes así de la realidad, sobre todo en el cuidado de enfermos crónicos y ancianos.

Un curioso articulo nos habla de la importancia del sentido del olfato y el estudio que la Universidad de Chicago a concluido demostrando, que al perder este sentido, el cuerpo esta avisándonos que va a dejar de funcionar.

Los sentidos como el olfato, nos dan referencias de salud

 

La pérdida de olfato predice la muerte: 5 olores clave para saber cuánto te queda

 

Investigadores de la Universidad de Chicago demuestran que la pérdida del olfato podría determinar cuántos años de vida le quedan a las personas mayores.

 

Existen cinco olores que si dejan de percibirse pueden conducir a la muerte en menos de cinco años

 

Al llegar a la vejez, los sentidos comienzan a deteriorarse poco a poco. La vista y el oído son dos de los más reconocibles, escuchamos peor y nuestra capacidad de visión se reduce. Pero también el gusto, el tacto o el olfato merman sus capacidades con el paso de los años.

sentidos

 

Sin embargo, la ciencia ha descubierto que algo tan común entre los humanos podría ayudar a saber cuánto viviremos, casi con fecha concreta. ¿Qué pensarías si supieses que la capacidad olfativa puede determinar cuántos años de vida te quedan?

 

Así lo demuestra un estudio elaborado por investigadores de la Universidad de Chicago, en el que han hallado determinados olores que, de ser o no detectados por las personas mayores, sirven para indicar si esa persona vivirá cinco años más.

 

Los sentidos y cinco aromas de los que depende tu vida

 

Según la investigación, publicada en la revista Plos One, para la que estudiaron a 3.005 hombres y mujeres de entre 57 y 85 años, se han detectado cinco olores concretos que, cuando se dejan de identificar, podrían indicar que la persona va a morir en los próximos cinco años:

 

Rosas

 

Naranja

 

Cuero

 

Pescado

 

Menta

 

Tras exponer a los participantes a la identificación de estos cinco aromas y anotar el porcentaje de aciertos, observaron que un 3,5% no era capaz de detectar ninguno de los olores.

 

Aquellos que no podían detectar los olores tenían tres veces más probabilidades de morir

 

Cinco años después los investigadores hicieron seguimiento para conocer quiénes continuaban vivos cinco años después. Y los resultados evidenciaron que “casi el 40% de los que no pudieron identificar estos sencillos olores murió durante los siguientes cinco años”.

 

Como explicaba en una entrevista Jayant M. Pinto, uno de los principales autores del estudio, la pérdida de olfato “no causa directamente la muerte, pero es un presagio”. En su opinión, estos hallazgos son realmente útiles ya que “podrían proporcionar una prueba clínica útil, una forma rápida y barata de identificar a los pacientes con mayor riesgo”.

 

Aun teniendo en cuenta otros muchos factores como la edad, el sexo, el peso, si eran o no fumadores o bebedores, alimentación, si padecían hipertensión o diabetes, habían sufrido algún ataque al corazón, enfisema o derrame cerebral, e incluso su estado socioeconómico o la educación, la investigación demostró que aquellos que no podían detectar los olores tenían tres veces más probabilidades de morir en los siguientes cinco años.

 

Ante tales resultados el doctor Pinto insistió en un comunicado en que “la pérdida del olfato no debe ser ignorada” y que “hay causas tratables de la pérdida del olfato”, por lo que registrar los casos y acudir al médico en caso de padecer problemas olfativos podría ayudar a prevenir un deterioro mayor y sus terribles consecuencias.

 

Además de estar pendientes de identificar si huele a cuero, naranja, menta, pescado o rosas, los científicos han encontrado otro remedio para esquivar a la muerte –y de lo más entretenido–.

Los sentidos y las personas mayores

 

Y es que según un estudio, jugar al billar mantiene a los hombres mayores de 70 años activos, lo que puede incrementar su longevidad.

 

Aske Lassen, autor de la investigación y estudiante de doctorado en la Universidad del Centro de Copenhague para el Envejecimiento Saludable, analizó los beneficios de practicar este deporte en pensionistas de entre 70 y 95 años como parte de su trabajo para el encontrar aquellas prácticas que redujesen el empeoramiento de la salud y mejorasen el estado físico y psíquico de los ancianos.

 

El billar es el ejercicio perfecto para fomentar el envejecimiento activo

 

Se trata de una actividad apropiada para sus condiciones físicas ya que, además de socializar y compartir una cerveza con amigos y conocidos, “el juego varía naturalmente entre los períodos de actividad y pasividad” por lo que se trata del “ejercicio perfecto”. Es decir, los ancianos están acompañados, entretenidos y activos.

Los cuidadores en alerta con todos los sentidos

 

El objetivo de Lassen se basaba en buscar actividades “que mejoren su calidad de vida mientras se sumergen en su comunidad local y mantenerlos activos socialmente”. Su estudio trata de denunciar que las autoridades sanitarias obvian gran cantidad de actividades de “envejecimiento activo” dentro de las clasificadas oficialmente como “saludables”. Los cuidadores  en alerta, tienen que tener en cuenta que la actividad de los mayores es muy importante.

 

En opinión de Lassen, “necesitamos un concepto más amplio, más inclusivo, del envejecimiento sano que permita a las comunidades y a las personas mayores participar, y que impacten positivamente en su vida diaria, calidad de vida y la salud general”. Los cuidadores en eso pueden ser de gran ayuda.

 

De este modo, varios expertos en salud apoyan estos resultados y defienden que “jugar al billar y la cerveza ayudan a combatir el proceso de envejecimiento”. Es más, el propio autor cree tan firmemente en los resultados de su trabajo que  incluso ha llegado a decir que el billar y la cerveza –terapia completa– deberían incluirse dentro de las políticas oficiales sobre envejecimiento activo que emite la Organización Mundial de la Salud y la Unión Europea.

Vía El Confidencial

Deja una Respuesta