Niñeras y cuidadores infantiles, se han profesionalizado a ritmo de vértigo. La crisis económica , hizo que muchos profesionales de la educación y sanidad perdieran sus empleos o no fueran capaces de encontrar un trabajo en su profesión. Unido a la gran demanda de las familias trabajadoras ha hecho que  la figura de las niñeras, comenzara un resurgir con fuerza y que estos  los cuidadores de niños, cuenten con  mucha más experiencia y titulación.

 

Todos estos profesionales, han encontrado un  canal importante para poder desarrollar sus conocimientos, convirtiendo a las canguro en casa de nuestra era, en las más cualificadas de los últimos tiempos.

¿Quieres trabajar como niñera?  Anúnciate gratis aquí

favi - copia - copia - copia

Las niñeras y los cuidadores infantiles,  atienden a los pequeños en los institutos, los negocios, los hogares privados y las instituciones de atención infantil. Hacen una serie de labores como vestirlos, nutrirlos, bañarlos y inspeccionar los juegos.

 

Labores profesionales de la niñeras

Preparar los programas de actividades diarios y en un largo plazo asegurando que los pequeños tengan periodos convenientes de reposo y que las actividades estimulen el desarrollo físico, sensible, intelectual y social de los pequeños.

Organizar y preparar las actividades y los juegos, establecer el ambiente de los pequeños,

Observar y observar las actividades de los pequeños.

Educar a los pequeños, por poner un ejemplo, en hábitos de salud y personales como son los hábitos de comida, reposo y también higiene.

Disciplinar a los pequeños y también empezar otras medidas para supervisar el comportamiento y ordenar los juguetes y los libros. Se suprimen las recomendaciones, que son labor de los progenitores.

Sostener registros de cada entre los pequeños, incluyendo observaciones cada día.

Encargarse de las necesidades básicas de los pequeños, por poner un ejemplo, el baño, poner pañales, vestir y nutrir a los bebés o bien asistir a los pequeños con las rutinas cada día como son el aseo, el vestido, el alimento o bien el dormir.

Preparar tentempiés y comidas.

Charlar con los progenitores o bien tutores e  informales, para discutir el progreso de cada pequeño y sus necesidades y para sugerir formas en que pueden alentar su aprendizaje y desarrollo.

Ocupaciones similares cuidado de pequeños

Asistente preescolar

Asistente-a del hogar

Au pair

Cuidador en horas no escolares

Niñera o bien niñero

Maestro de educación preescolar

Trabajador de cuidado familiar de día

niñeras

La busca y selección de la persona conveniente para cuidar de nuestros hijos mientras que trabajamos puede ser entre las labores más exigentes qué vais a deber encarar en vuestra calidad de progenitores.

La evaluación de todas y cada una las distintas opciones para el cuidado infantil puede ser apabullante. Aun la idea de dejar al pequeño bajo el cuidado de otra persona puede ser dolorosa.

los progenitores procuran eminentemente , estos ingredientes esenciales que definen una buena calidad en cualquier entorno: la seguridad, un entorno caluroso y cariñoso, y un ambiente de aprendizaje.

Como valorar las opciones al elegir niñeras

Al empezar tu busca, piensa en estos géneros de cuidado infantil: en el hogar, con una familia y en una guardería. Cada uno de ellos tiene sus ventajas y desventajas.

El cuidado infantil en el hogar es práctico y familiar. Como algunas desventajas encontramos, el menor acceso a otros pequeños y la carencia de un programa de aprendizaje preconcebido, si bien los dos dependen en buena medida de la iniciativa de la persona cuidadora. Otro de los problemas es encontrar  de un substituto cuando las niñeras, necesitan una baja  de enfermedad.

En una guardería o bien jardín de niñez, tu hijo va a estar al lado de un mayor número de otros pequeños, lo que puede formar tanto una ventaja como una desventaja. El pequeño va a tener más ocasiones de hacer amigos, mas si la proporción cuidadores-pequeños es alta, quizás tu hijo no reciba suficiente atención. Por lo general, los centros tienden a contar con programas de aprendizaje más formales y regulados. Asimismo puede sufrir infecciones de reiteración, en especial el primer año.

kuidadores

Como empezar a buscar niñeras

Busca un cuidador o cuidadora infantil, que sea caluroso y comprometido y que crea que tu hijo es singular y especial.

Cuando vayas a la entrevista, observa de qué manera interacciona con el pequeño o bien pequeña.

¿Prueba sensibilidad en frente de tu hijo, agachándose al nivel de sus ojos cuando le charla?

¿O bien sus comentarios se dirigen a ti?

¿Semeja estar interesado en conocer al pequeño, o bien percibes cierta indiferencia?

Pregunta sobre otros pequeños a quienes haya educado. Si se refiere a otros pequeños en forma negativa o bien despectiva, esa es buena señal de cuál es su actitud cara los pequeños por lo general.

De ser posible, observa al cuidador con otros pequeños.

¿Hay una interacción real entre ellos?

¿O bien todos y cada uno de los pequeños corren cara ti cuando entras,  por el hecho de que están deseoso de percibir atención?

¿Qué ocurre en el momento en que un pequeño se cae? ¿Se le consuela, o bien sencillamente no se le toma en cuenta?

Si tienes varios hijos, cuando los pequeños pelean, ¿trabajan con ellos a fin de desarrollar habilidades para la solución de inconvenientes, o bien solo les riñe?

¿Les ayuda a aprender?

En el caso de los pequeños de corta edad y los preescolares, ¿estimula el cuidador su fascinación por los dinosaurios, insectos o bien cualquier tema que despierte su interés? ¿Les lee cuentos? El cuidado infantil forma la educación del pequeño ya antes de ir a la escuela y debería fomentar la educación significativo y conforme a la edad. Haz todo lo que es posible por venir a conocer a quien va a estar encargada del cuidado del pequeño y trátala como a un profesional, puesto que esta es una relación vital para ti y tu hijo.

 

 

Como decidirse por niñeras adecuadas

Las personas bien capacitadas entienden la manera en que se desarrollan los pequeños y pueden satisfacer sus necesidades en mejor manera. Esto quiere decir que es más probable que aquellos que se preocupan de aprender de qué manera evolucionan  los pequeños, piensen  en promover el desarrollo de tu hijo.

En el momento en que hayas escogido, mantente implicado. De cuando en cuando, debes visitar  la casa donde cuidan al pequeño sin anterior aviso o utiliza una cámara para controlar la situación; asimismo observa de qué forma tu hijo se amolda a los nuevos planes. Hazte la idea de un periodo de transición, puesto que quizá tu hijo se sienta deseoso al comienzo y se pruebe apegado a lo largo de un tiempo, mas esto debería mudar en unas pocas semanas.

Si observas señales de depresión, miedo o bien ansiedad intensa y sospechas que algo no anda bien, no aguardes para actuar. Descubre lo que pasa y trata de progresar las cosas. Si precisas mudar los planes, hazlo inmediatamente.

El cuidado y la educación que ofrecen las niñeras, pueden formar un apoyo para ti y una experiencia fantástica para el pequeño. Al hallar la fórmula adecuada y asistir a tu hijo a amoldarse, le estás enseñando a salir al encuentro de nuevas experiencias y a aprovecharlas al límite.

Las niñeras engloban  a todos y cada uno de los que cuidan y guían a pequeños, incluidos familiares, amigos, canguro en casa, familias distribuidoras de cuidado infantil y educadores infantiles. Todos estos vocacionales y profesionales deben estar implicados y comprometidos a dar los cuidados y la educación que los pequeños necesitan.