Método ABN, o el reencuentro con unas matemáticas bien entendidas. El algoritmo ABN se está implantando con éxito en diferentes colegios del territorio español. Las matemáticas siempre han sido una de las asignaturas más complicadas y tediosas de estudiar. Quizás por que hasta ahora, los métodos no eran los más adecuados.

 

La comprensión de las matemáticas es la base del método ABN. Y por ello lo primero es determinar el grado de comprensión del alumno.

 

Podemos clasificar una iniciación al método ABN en:

 

NIVEL CUERDA. Los pequeños pupilos deben ser capaces de recitar un pedazo de la secuencia numérica comenzando desde el número 1 y solo del número 1.

 

En este nivel, el pequeño no llega a entender el sentido de la acción de contar. Cree consistente en recitar los nombres de los números y, al tiempo, apuntar los objetos que se cuentan. Obviamente, sin establecer una correspondencia ligerísimamente precisa entre lo que se afirma y lo que se apunta. NIVEL CADENA IRROMPIBLE.

 

Hay poca diferencia con el nivel precedente y, no obstante, se deben efectuar muchos ejercicios y mucho adiestramiento para acceder a este nuevo nivel. El pupilo, para comenzar a contar, debe iniciar siempre y en toda circunstancia en el uno. Si no lo hace de esta forma no es capaz. NIVEL CADENA ROMPIBLE. Supone un salto notable respecto al nivel precedente. Acá el pupilo es capaz de ‘romper’ la cadena, empezando a contar desde cualquier número que se le indique.

 

“Cuenta desde el número…”, se halla en este nivel.

 

NIVEL CADENA NUMERABLE. El pequeño es capaz, empezando desde cualquier número.

 

El pequeño que, por poner un ejemplo, es capaz de contar ocho números desde el tres y decir exactamente en qué número ha terminado, ha alcanzado este nivel. Asimismo se ha de tener muy presente que este peldaño supone un salto en complejidad muy considerable y que, por esta razón, en el caso de los pequeños con contrariedades, debe acarrear un proceso de aprendizaje reforzado y con grandes ayudas.

 

NIVEL CADENA BIDIRECCIONAL. El grado más alto en le método ABN

 

En esencia, supone las habilidades del nivel precedente aplicadas cara arriba o bien cara abajo, y también acrecentando de manera notable la velocidad. Contar desde once 8 números cara abajo en más o menos exactamente el mismo tiempo que cara arriba y responder precisamente el número que alcanza, es una labor que define al pupilo que ha alcanzado este nivel.

 

Hay que tomar en consideración la predisposición de los objetos para contar, si se presentan ordenados se facilita la actividad.

 

 

LÍNEA NUMÉRICA EN EL SUELO. Con suelo de goma eva se presenta la línea numérica que comienza en el 0 y termina en el nueve. El pupilo cuenta los números pasando por la recta numérica.

 

Se le sitúa en un número, y se le pregunta ¿qué número está delante?¿qué número está detrás?, teniendo cuidado que el pequeño siempre y en todo momento mire cara el cero. Jugamos a los saltos: ponte en el número tres, y debes llegar hasta el siete ¿cuántos saltos has dado?. dos.

 

INTRODUCCIÓN DEL CONTEO CON ÁBACO. Los pupilos tienen un ábaco cada uno de ellos, y una cantidad de objetos, por servirnos de un ejemplo animales, cuentan los animales de uno 13.CONTAR CON NÚMERO Y TACOS.

 

APOYÁNDOSE EN ETIQUETAS CON LOS NÚMEROS EN EL  METODO ABN

 

SERIES DE CÁLCULO ESTIMATIVO. El último link de este documento muestra una serie de recuento matemático con perfección secuenciado para comenzar en el curso de tres años de infantil. Bien interesante. cuatro.

Día tras día debe encargarse un pequeño de contar los asistentes y inferir desde ahí las faltas.

 

Conforme vayan avanzando los pupilos en la labor de contar, puede limitarse el control de asistencia a los pupilos más retrasados. A fin de que los pequeños cojan soltura, el ejercicio se puede reiterar con cualquier excusa: al regresar del recreo, al ir al baño, etcétera cinco. CALENDARIOS. Llevar calendarios, contar los días que transcurren del mes, los radiantes, anubarrados, lluviosos, calurosos, los días de la semana, las veces que van a clase, los días que faltan para un determinado evento (contados sobre un calendario), etcétera seis. VOTACIONES.

 

Realizar votaciones para decidir qué actividad o bien juego se marcha a realizar. O bien para otras tareas: cuántos han terminado y cuántos no, cuántos han traído jugo para el desayuno o bien cuántos bocadillos, etcétera Contar los brazos alzados, o bien las papeletas, los que faltan, etcétera siete.

Resultado de imagen de metodo abn con palillos

 

 

Procurar contar los latidos del corazón es un espléndido ejercicio para lograr velocidad y seguridad en esta actividad. Puede hacerlo el propio pequeño a lo largo del tiempo que marque el maestro.

 

Vamos a contar: cuenta desde el número tres, desde el número seis. La seño comienza con el 3 y exactamente el mismo pequeño prosigue, entonces comienza desde el seis, entonces comienza desde veintitrés, desde el trece,… diez. RECUENTA SIMPLE. Cuenta para atrás: diez, nueve, ocho (emplean los dedos) comienza la seño diez,.

 

¿Contamos cara atrás? Comenzamos con el diecisiete,… ( si no puede se le solicita a un compañero que le asista). Los pequeños cuentan de dos en dos , dos, cuatro, seis. Cuenta un poco el mismo pequeño. diecisiete. COMPLEMENTO A diez CON LOS DEDOS.

 

Jugaremos al juego de los dedos extendidos: si tengo tres dedos extendidos ¿cuántos me faltan para llegar a tres?

 

Hacen sumas y restas usando los dedos. Estamos en el número quince, quince + tres, estamos en el 18+2,… Ahora vamos a eliminar, restaremos, si al veintidós le quitamos tres, si a diecinueve le quitamos dos,6 menos tres, tres menos tres,… veinte.

 

Usando un metro de sastre, los pequeños cuentan de dos en dos, comenzando en el dos. Los pequeños van señalando en el metro con el dedo. Cuentan de tres en tres, comenzando en el tres. 21.SECUENCIACIÓN DEL CONTEO CON PALILLOS. Los pequeños tienen palillos agrupados de diez en diez.

 

( tienen cada uno de ellos diez conjuntos de diez, llegan hasta el diez)hacia delante y cara atrás. Hacen diez bolas de plastilina que entonces unen en una, que es la decena. Los pequeños cuentan de veinte en veinte. Van cogiendo los conjuntos de 2 en 2. De esta actividad se pasa a las tablas.

Deja una Respuesta